M2 Indoor Festival. Zaragoza, 11 de noviembre de 2006

Por Gerard Llopart
Valoración 8.5


Siendo Monegros Desert Festival un festival de referencia no sólo en España, sino en todo Europa ya, no es de extrañar que Juan Arnau y sus secuaces pensaran en exprimir aún más el negocio. El año pasado ya pudimos asistir a esta versión reducida del gran acontecimiento veraniego español en el ámbito electrónico (Creamfields aún tiene un largo camino por delante). En aquella ocasión se celebró también en el desierto, ya en pleno otoño y con unas condiciones bastante deficientes, en parte por culpa de la lluvia que cayó los días previos al festival, que a punto estuvieron de acabar con él. Sin embargo, la estructura aguantó y aunque la previsión estaba en que asistiría como máximo una tercera parte de los habituales a la edición de verano, esto es, unos 40.000 clubbers, lo cierto es que las tres carpas que se montaron para aquella primera edición quedaron desbordadas. El calor se concentró y las carpas eran hornos humanos en el que apenas se podía estar, ya que al calor y al poco espacio podemos añadir el desagradable hecho de que el calor humano se condensara y se convirtiera en goteras de sudor cayendo sobre la gente.

Con la lección aprendida en el plano organizativo, esta segunda edición del M2 Indoor Festival se trasladó a Zaragoza, en la Feria de Zaragoza para ser exactos. Había una diferencia notoria, había muchísimo espacio. Quizás perdía el encanto del desierto, pero cualquiera que haya acudido a las dos ediciones y compare, es para quedarse con esta segunda edición. Otra cosa es el plano musical, pero eso lo dejamos para más adelante. Así pues, esta vez se contaba con dos escenarios, bien separados para no interferir entre ellos, con varios accesos para no formar colas eternas tanto para entrar como para salir. Y un gran espacio para descansar, tomar algo o simplemente comprar algo del merchandising. La única queja en este aspecto puede llegar otra vez por los WC. Pocos, muy pocos. La gente bebe, la gente va cada dos por tres a utilizar los WC. No había suficientes WC para poder atender ese flujo constante de personas. A la tercera va la vencida.Y de música, que eso es de lo que en definitiva es de lo que queremos hablar, hay notas positivas y notas negativas, pero empecemos por el principio. Esta edición arrancaba con dos ideas muy claras. Por un lado artistas de hip hop y por el otro, la vanguardia electrónica. Se dejó un poco de lado a toda la batería de dj’s de hard-techno y de la vertiente más dura del techno. Como cabezas de cartel, estaba claro que el plato fuerte era Kraftwerk. Finalmente se hicieron con ellos y ahí estaban los padres de todo, con permiso de muchos, pero nadie negará el papel crucial del cuarteto alemán en la música electrónica y por ende, contemporánea. Los otros platos fuertes eran Violadores del Verso, ahora que regresan con su ansiado tercer disco, Vivir Para Contarlo (2006, Rap Solo) y también por su gran repercusión, Chemical Brothers, aunque en esta ocasión dejando de lado sus temas y dedicándose únicamente a pinchar.

Abrieron el festival dos dj’s patrios. Por un lado, en la San Miguel Experience, la carpa pequeña, el prometedor Carlos Palacio, con house de lujo y empezando calmados. En la Expo 2008, el gran escenario, estaba R de Rumba, dj y productor de Violadores del Verso, que volvía a abrir el festival como ya hiciera en la edición de verano. The Psycho Realm, banda americana en la que colabora el rapero de Cypress Hill B-Real empezaron a caldear el ambiente con su rap oscuro y estremecedor y daban paso al estreno en España del mítico Ice Cube, autor del imprescindible AmeriKKKa’s Most Wanted (Priority, 1990). Quizás para los más nuevos este estreno sólo retrasaba el plato más apetecible de la primera parte del festival, pero para los de la vieja escuela era una oportunidad única. A la misma hora teníamos a los locales John Landis Fans, con un largo recorrido en la historia electrónica de este país. Quizás algo cortantes al ir canción a canción y no enlazando, pero aún así un set maduro y con un sonido más que atrayente. Donnacha Costello les siguió y aunque empezó muy minimal y orgánico no tardó en unirse al síndrome que padecen todos los dj’s que acuden a este festival. Es decir, a endurecer su sonido, a primar el bombo, el 4/4 por encima de la melodía o de la experimentación. También los alemanes Tiefschwarz se dejaron atraer por el techno más duro y dejaron de lado el electro.

Y con esto llegábamos al momento cumbre de la noche, en la Expo 2008 nos esperaban dos conciertos inolvidables. Salen al escenario Violadores del Verso. R de Rumba, Kase.O, Sho Hai y Lírico jugaban en casa, volvían a la escena con su tercer disco después de un lustro de silencio a excepción de contadas colaboraciones. La gente ansiaba oír los nuevos temas y botar con los clásicos de la banda. Y así fue, los zaragozanos lo dieron todo en el escenario. Kase.O y Sho Hai estuvieron pletóricos, con una demostración de flow y ritmo sin igual. Además de los clásicos, presentaron varias de las nuevas canciones, algunas de las cuales ya tienen un hueco entre su repertorio para los directos y también entre las favoritas de los fans. Euforia terrible en la impactante demostración de habilidad de Kase.O en Cantando. Pero quizás la gran tapada y que puede arrasar en directo es Zombis. Animales. Con el final previsto, Máximo Exponente era el punto y final a un concierto antológico. Aún tuvieron tiempo para volver y hacer un bis con Hardcore, aunque la gente ya estaba más que satisfecha.

Satisfecha sí, pero no saciada. Aún quedaban los padres de todo el embrollo. Kraftwerk salían a escena con todo su montaje, tan clásico como la banda. Los cuatro miembros con sus máquinas y su fondo ilustrando su música. Una experiencia audiovisual inolvidable. Para muchos, histórico, la última oportunidad quizás, o su estreno. Nunca se sabe. Pero hubo un gran ausente en ese rito de inicio. Faltó Das Model, pero quién piensa en ello cuando puede presenciar en directo Trans Europe Express, Aerodynamik o Tour De France. Empezaron muy calmados y a medida que el concierto avanzaba, el sonido se aceleraba. La fiesta ya había empezado. La gente ya había asistido al momento cumbre de la noche y ahora tocaba disfrutar con el techno hasta que saliera el sol.

El damnificado fue sin lugar a dudas Dj Krush, que contó con todos sus acérrimos fans, porque también él es un histórico. Por eso es incomprensible que se le coloque a la misma hora que Kraftwerk. No obstante, el máximo exponente junto con Dj Shadow del hip hop instrumental, el downtempo, etc. ofreció una vez más un set de alto voltaje pero la hora y la coyuntura del festival le hicieron bastante daño. Tras él llego François K, que cedería el testimonio a Derrick May. Los dos, veteranos de la escena y nombres clave de la música electrónica, sobre todo el de Detroit, ofrecieron un set de techno puro y duro, nada del devaluado techno actual. Techno del bueno, en pocas palabras. Luego se unieron bajo el nombre de Cosmic Twins y siguieron la fiesta que ya habían empezado por separado. El clásico LFO también reapareció por aquí y contra todo pronóstico se marcó un set muy acelerado y que chocó bastante a los ahí presentes, pues apenas habían pasado unos minutos tras el concierto de Kraftwerk. Nathan Detroit apareció a continuación y mantuvo el nivel, pero la competencia era Derrick May y eso era demasiado. A las 3.30 aparecieron a escena Chemical Brothers en la Expo 2008 y casi sin descanso enlazaron con la sesión de Nathan Detroit. Volvía el síndrome Monegros. Techno duro, sin concesiones, ni idea de dónde andaba el big beat y el sonido tan representativo de sus discos. Bueno, sí. Parecer ser que presentaron algún corte de su próximo disco. A ver quién se acuerda.

Ken Ishii empezaba a saludar el día con mucha tralla, la variedad de estilos y la calidad con la que se defiende en todos ellos es simplemente espectacular, y si cuatro horas antes había ofrecido un set ambiente en el Auditorio, ahora lo hacía con el techno más agresivo y duro. Sorprendió a los neófitos y ya va siendo hora de que este veterano asiático tenga más repercusión. Y es que a la misma hora estaba la incansable Miss Kittin, que todos los que empiezan no tardan en conocer y adorar. Es increíble que haciendo lo que hace tenga más repercusión que otros de los dj’s que en esta edición actuaron, pero eso pasa en todos los sitios. Como mínimo podría haberse ceñido un poco al sonido con el que tanto éxito obtuvo, con electro festivo y de calidad, no ese techno tan rancio y acudiendo a dos clásicos como Sweet Dreams o Go, que no tuvo reparos en imitar con el micrófono en mano. El Karaoke de Kittin al que se está acostumbrando demasiado, dejó paso a uno de los mejores cierres imaginables. Por un lado, Óscar Mulero que en un tour de force se marcaba dos sesiones en dos puntos de la geografía española, primero en Cáceres y luego en Zaragoza, despachaba una sesión criminal de hard-techno, de bombo y más bombo cómo sólo él sabe hacer en nuestro país (dejemos el schranz de lado). Y en el otro lado teníamos a Mister Hellmut, más conocido como Dj Hell. El jefazo de Gigolo despachó en tres horas lo que es la música electrónica y de baile, ofreció un máster y levantó a los clubbers muertos para que siguieran saltando en la pista. Vestido de leñador, y ahora que el sonido Gigolo queda lejos, el alemán volvió a dejar claro que pocos lo hacen frente en gustos y conocimiento musical.

Y así, con Hell en estado de gracia, despedíamos esta segunda edición del M2 Indoor Festival con gran satisfacción y con un muy buen sabor de boca. Así sí.

Anuncios

Un comentario en “M2 Indoor Festival. Zaragoza, 11 de noviembre de 2006

  1. I don’t speak very well spanish, so I’ll write in English, that M2 Indoor Festival was so great, amazing, I was so happy to see Kraftwerk, my second very favourite band, I love electronic music, but when you can see a band like that it’s good, it’s a present for a fan, I really love them and I’m waiting for the next album, I think they are in Klingklang studio in Düsseldorf for preparing the next magnum opus ! I was very happy to see François Kevorkian too ! I’m a fan of DEPECHE MODE, so you can understand what I can feel ! Fun and more fun !

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s